CONSUMOASTUR

logotipo Web

La compra de vivienda

El anticipo del pago

El anticipo de pago mediante las arras o señal

Para reservar la vivienda durante un plazo, el comprador suele entregar al vendedor una cantidad, que después se descuenta del precio total de la compra, y que debe documentarse por escrito en un contrato privado en el que se fijen sus consecuencias. 

La paga y señal o arras confirmatorias

Se trata de una cantidad de dinero que se entrega a cuenta del precio final de la vivienda por la que ambas partes, comprador y vendedor, confirman su intención uno de comprar y el otro de vender.  

Si leemos que se trata de una “paga y señal” el dinero que estamos entregando forma parte del precio final. Desde ese momento tanto el vendedor como el comprador pueden exigir el cumplimiento del contrato  o su resolución y la indemnización por los  daños y perjuicios ocasionados por el no cumplimiento, siempre justificados. En realidad la reserva bajo la forma de paga y señal es un verdadero contrato de compraventa, desde el mismo instante en que se firma por las dos partes. Legalmente esta figura jurídica se denomina arras confirmatorias.  

Las arras penitenciales

Las arras “a secas” o también llamadas arras penitenciales es una cantidad de dinero que se entrega por una opción de compra. Si leemos en nuestro documento de entrega de señal que se trata de arras penitenciales del articulo 1.454 del Código Civil, estamos ante una opción en la que las dos partes pueden retractarse : el vendedor de vender y el comprador de comprar. Éste último perdiendo la cantidad entregada si es suya la renuncia y el vendedor devolviendo el doble de lo recibido si es suya la renuncia. Es necesario que se indique claramente en la entrega de señal que se trata de arras penitenciales ya que si no queda especificado se entendería que estamos ante una paga y señal con las consecuencias que ya hemos visto. 

Es importante saber que:

Si se entrega la cantidad y el documento indica que es "SEÑAL" o "ARRAS", para que el comprador o el vendedor puedan echarse atrás, es necesario que conste en el documento expresa y claramente que si el comprador es el que se retira de la compra, pierde la cantidad entregada como señal, y si es el vendedor el que se retira de la venta, debe devolver al comprador el doble de lo recibido como señal.  

Si se entrega la cantidad y el documento dice que es "ENTREGA A CUENTA DE LA COMPRAVENTA", la suma de dinero entregada sólo se considerará como una señal o anticipo del precio y la cantidad de dinero entregada sirve para confirmar el contrato, por lo que no cabe la posibilidad de echarse atrás, porque la parte que cumple puede obligar a la otra, a que cumpla lo pactado incluso judicialmente.

2008 © Gobierno del Principado de Asturias - Todos los derechos reservados